Blog que os recomiendo; Santa María de los Reales Alcázares, Iglesia Mayor de Úbeda

Blog que os recomiendo; Santa María de los Reales Alcázares, Iglesia Mayor de Úbeda
Blog que os recomiendo; Santa María de los Reales Alcázares, Iglesia Mayor de Úbeda

12 mar. 2009

Diez Años De Artículos Literarios Cofrades, Por Mi Afecto A Úbeda.


Tengo entendido, que un artículo es un texto que presenta la postura personal de un cronista frente a un acontecimiento o un problema actual o de interés general. Mediante estos textos, se pretende muchas veces influenciar la opinión de los lectores. Para lograrlo el escritor emplea testimonios o razones que convenzan al lector, para convencerlo o persuadirlo, acercándolo a su postura, respecto a un hecho o un tema.
Este fatídico año de 2.009 (fatídico por la presente situación de crisis económica, moral y social, que estamos padeciendo), se cumple diez años, que empezó mi sencilla andadura de colaborar, con mi humilde pluma, en las publicaciones anuales de revistas y boletines, que editan cada Cofradía de Semana Santa de la Ciudad de Úbeda.
¿El motivo?… el motivo muy sencillo, por el cariño que le tengo a mi pueblo, o mejor dicho, a mi ciudad, que se llama Úbeda. A esta Úbeda, extendida sobre La Loma, entre el Valle del Guadalquivir al sur, y al norte el Guadalimar, enmarcada en la lejanía por las Sierras de Segura y Cazorla, es, como ya he dicho Úbeda, "asombrosa”. Úbeda diferente según qué ojos y según qué oídos: es la Úbeda "Recatada" de Eugenio D'Ors, que ni estorba ni contradice a la Úbeda espléndida, cortesana y exquisita de un Renacimiento fastuoso de piedra y bronce, de príncipes y artistas. Es la Úbeda que encontró Antonio Machado "reina y gitana"... Es, en fin, Úbeda múltiple y única.
Antes de terminar, con el actual artículo literario, quiero volver a propagar, en la presente sección de Semana Santa 2.009, del periódico local “Úbeda Información”, mi primer artículo publicado. Este, salió a la luz, en la Revista La Humildad núm. 5 (Marzo de 1.999), que publica anualmente la Real Cofradía del Santísimo Cristo de la Humildad y Nuestra Señora de la Fe. Esta colaboración literaria, aparece en la página 39, de la citada revista y se titula:
La Capilla Del Hospital De Santiago Y La Colegial De Santa María. Olvidadas En La Semana Santa.
Tanto la Iglesia de Santiago como la Colegial de Santa María, permanecen cerradas al culto desde hace mucho años, y por ese motivo se ha roto la tradición de venerar las imágenes de las cofradías establecidas en estos dos templos.
En cuanto a la Capilla del Hospital de Santiago se cerró al culto en 1.980 y se restauró en los años 1.987-1.988.
En 1.990 cuando el Hospital de Santiago se convirtió en Palacio de Congresos y Exposiciones, la capilla se adaptó como auditorio. En esta renacentista capilla, obra del genial arquitecto Andrés de Vandelvira, se fundaron las cofradías de la Virgen de las Angustias y la de la Oración en el Huerto de Getsemaní. Ambas realizaban su estación de penitencia desde dicho edificio. Actualmente la Virgen de las Angustias realiza su desfile procesional desde la iglesia de San Isidoro y es venerada en dicho templo desde 1.981. La Cofradía de la Oración en el Huerto sale y se venera desde 1.996 de la Iglesia de San Pablo. Antes esta residía y hacía estación de penitencia desde 1.981- 1.995 de la Sacra Capilla del Salvador del Mundo.
Un acontecimiento para la historia de la Semana Santa, fue el encierro de la Cofradía del Santísimo Cristo de la Humildad en el Hospital de Santiago, en el año 1.998 por causa de la lluvia, en la tarde del Jueves Santo.
Para recuperar nuestras tradiciones, la capilla del Hospital de Santiago se debería de recuperar para el culto, ya que el auditorio se está quedando pequeño.
Si hablamos del templo de Santa María se nos pone mal sabor de boca, por permanecer cerrado al culto desde el 18 de julio de 1.983, ya que presentaba un estado de ruina desde hace siglos.
En este templo residían las cofradías de Nuestro Padre Jesús Nazareno, Jesús de la Caída y el Santo Entierro de Cristo. Actualmente residen en el templo de San Pedro, aunque hacen su estación de penitencia en la Iglesia de Santa María.
Hay que dar gracias de que esta Iglesia no se haya caído por la ruina que presentaba en su estructura, y que en la actualidad se ha solucionado gracias a las obras de consolidación que han durado seis años. Esperemos que pronto se terminen las obras y la restauración total sea una realidad, y así podamos entrar a la Iglesia más emblemática y más unida a la Semana Santa. Esperemos que para el año 2.001 volvamos a entrar por sus puertas y recorrer su claustro… Publicado en Marzo de 1.999.
Como nota final, voy a hacer una breve reseña de la cantidad de artículos que he publicado, de la misma forma, haré mención de las revistas en las que he colaborado en estos últimos diez años. Desde el año 1.999, hasta el pasado año 2.008, he publicado un total de setenta y nueve artículos (sin contar los publicados del presente año), sobre diversos temas de arte e investigación histórica.
De especial modo, he colaborado con mi pluma literaria, en las revistas: Imagen y Palabra (Que edita cada año la Unión de Cofradías); Costalero (Que editaba la Hermandad del Stmo. Cristo de la Pasión); Jerusalén (Que publica anualmente la Real Cofradía de la Entrada de Jesús en Jerusalén); Gracia Nuestra (Que edita cada año la Hermandad de Nazarenos Virgen de Gracia); Compartir (Que edita anualmente la Cofradía de la Santa Cena); Getsemaní (Que edita cada año la Cofradía de la Oración en el Huerto); Por Treinta Monedas (Que edita anualmente la Hermandad de Nazarenos del Prendimiento); La Columna (Que edita cada año la Cofradía de la Columna); La Humildad (Que edita anualmente la Cofradía del Santísimo Cristo de la Humildad); Et Setenciatus Fuit (Que edita cada año la Hermandad de Nuestro Padre Jesús en su Sentencia); Jesús (Que edita anualmente la Muy Ilustre y Antigua Cofradía de de Nuestro Padre Jesús); Carmelo (Que edita cada año la Cofradía del Santísimo Cristo de la Caída); Gólgota (Que publica anualmente la Cofradía del Santísimo Cristo de la Expiración); Redoble de Silencio (Que edita cada año la Cofradía del Santo Entierro de Cristo); Resurrexit (Que edita anualmente la Cofradía del Resucitado); ¡Ya Es Nuestra! (Que publica cada año la Cofradía de Nuestra Señora de la Soledad).

No hay comentarios: