Blog que os recomiendo; Santa María de los Reales Alcázares, Iglesia Mayor de Úbeda

Blog que os recomiendo; Santa María de los Reales Alcázares, Iglesia Mayor de Úbeda
Blog que os recomiendo; Santa María de los Reales Alcázares, Iglesia Mayor de Úbeda

27 mar. 2009

Salvemos la Ruinosa Torre del ubetense Palacio de los Mancera.


En la calle María Soledad Torres Acosta se sitúa el palacio de los Molina Valenzuela.

Estimado lector, deberás celebrar en su justo valor el singular porte de la torre de la residencia del señor Marques de Mancera, ex virrey del Perú, una extraordinaria mansión levantada por dos hermanos canónigos de la Colegial de Santa María, los Molina Valenzuela (Según han señalado Juan Barranco y Gines Torres Navarrete) debe su nombre a su posterior propietario D. Pedro de Toledo, primer marqués de Mancera y virrey del Perú.

La torre de planta cuadrada, flanquea uno de los laterales de la fachada, y se articula en cuatro cuerpos, destacando el superior a modo de galería abierta con arquitos de medio punto, según el modelo que Vandelvira inaugura en la ciudad en el palacio Vela de los Cobos. Sobre una ventana de la torre la tradicional representación de Eros y Thanatos cristianizado, el amor y la muerte de la que nace la resurrección, una versión antigua del Cristo Niño de Pasión. Datado en las dos últimas décadas del siglo XVI, se encuentra en la monumental plaza Vázquez de Molina, buque insignia de la declaración de la ciudad como Patrimonio de la Humanidad, y presenta una impresionante torre (la Torre del Tesorero) justo frente a la puerta de la Consolada de la emblemática iglesia de Santa María de los Reales Alcázares. Por lo tanto, se trata de un inmueble de gran valor, económico, histórico y monumental.

En el interior, el patio presenta una sencilla composición de doble galería adintelada con columnas, que en la superior incorpora también balaustres y zapatas de madera. Cabe además destacar del interior su bonita capilla conventual neogótica de gran valor artístico.

La portada repite el esquema difundido en la arquitectura civil palaciega a partir de la segunda mitad del siglo XVI.

Su estado de conservación es regularmente generalizado. Ha sufrido varias intervenciones significativas: De 1955 a 1959 obras de consolidación de la torre y cubiertas. En 1981 a través de la Dirección general del patrimonio Artístico, se organizan mejoras en la Torre y resto del edificio. En septiembre de 2006 y tras 106 años de estancia en Úbeda, pues llegaron en 1900 a nuestra ciudad, se marchan las Siervas de María. Como sabrán los lectores estas monjas tienen una importantísima labor, como es el cuidado desinteresado de enfermos en su propia casa, y están instaladas en el palacio conocido como del Marqués de Mancera, a pesar de haber sido construido por los canónigos Molina Valenzuela. La falta de vocaciones, la avanzada edad de varias de las monjas, lo que les impedía realizar su labor, así como lo costoso de seguir manteniendo el edificio, las ha llevado a decidir esta salida, aún con gran pena, pues el pueblo de Úbeda en numerosas ocasiones les ha manifestado su afecto. De hecho, se llevaron el premio Chache 2005 a la labor de una vida, otorgado por los lectores de Úbeda Información. También la Cofradía de la Caída le concedió en 2001 el premio Cristo de la Caída a los valores humanos.

Como curiosidad, el palacio fue comprado al Marqués de Mancera por un sacerdote (Francisco Fernández Santa María) para cederlo a la congregación, y por eso ahora «es justo» que la iglesia disponga de él. Así las cosas, el Obispado tendrá la última palabra sobre el uso que se da al inmueble.

Aunque tres años después del cierre del edificio, ya sabemos cuál es el uso que el obispado le esta dando al inmueble. El Abandono.

El tejado, de la conocida Torre del Tesorero, necesita ser rehabilitado urgentemente. A simple vista, se ve el estado de ruina que presenta dicha cubierta. Esperemos que el Consistorio, tome urgentemente cartas al asunto, llegue a un acuerdo con el obispado, para apropiarse del edificio y así consiga rehabilitarlo.

No hay comentarios: